Posada de la Villa presenta sus especialidades de cocina tradicional madrileña en El Corte Inglés de Málaga

Posada de la Villa en ECI (2)

Hasta el próximo domingo 15 de marzo se podrán degustar los platos más representativos de la cocina tradicional madrileña en la sexta planta del edificio principal de El Corte Inglés de la Avenida de Andalucía en Málaga, junto al Gourmet Experience. Esta iniciativa viene de la mano del prestigioso restaurante madrileño Posada de la Villa, que por vez primera sale de su histórico recinto para acercar sus propuestas a los amantes de la buena mesa.


M.Medina. Marzo 2020.

Cocido madrileño, callos, pisto, lechazo, gallina en pepitoria… Son sólo algunos de los exquisitos platos tradicionales de Madrid que se ofrecen en El Corte Inglés de Málaga donde Posada de la Villa se ocupa de brindarlos. Esta Posada se ubica en el único molino de harina que había antiguamente en Madrid. En 1642 se convierte en la primera Posada de la Corte, dentro de la muralla árabe de la ciudad, donde se daba comida y alojamiento a todos los viajeros que llegaban a la capital.

En 1980 Posada de la Villa fue restaurada y convertida en horno de asar. Desde entonces viene ofreciendo una cocina tradicional madrileña de gran calidad. Entre sus especialidades no falta el cordero lechal asado en el antiguo horno de leña, el cocido madrileño hecho en puchero de barro a fuego lento, los callos a la madrileña, la gallina en pepitoria o la exquisita repostería típica de Madrid.

El lunes 9 de marzo han arrancado estas jornadas con un almuerzo ofrecido a profesionales de la gastronomía y la comunicación. Francisco Chicón, responsable de la zona gastronómica de El Corte Inglés de Málaga dio la bienvenida a los asistentes y presentó a Eva Colomo, miembro de la familia propietaria de Posada de la Villa, así como de Las Cuevas de Luís Candelas y de la Taberna del Capitán Alatriste. Tres establecimientos que salvaguardan el recetario tradicional de la Villa y Corte.

Eva Colomo comentó la historia de Posada de la Villa, castizo establecimiento ubicado en la céntrica Cava Baja madrileña, así como las propuestas que se ofrecerán es estas jornadas, cuyas elaboraciones serán tuteladas por un cocinero de la Posada desplazado para la ocasión. La bodega no ha sido descuidada, pues el maridaje propuesto es un vino elaborado en la bodega propiedad de la familia: Dehesa Valquejigoso.

“En 1642 nuestra Posada daba alojo a los viajeros que iban a Madrid. Estamos en el número 9 de la calle de Las Cavas, junto a la antigua muralla árabe de Madrid. La nuestra es la más antigua y se mantiene intacta pese al aviso de derribo que sufrió. Mi familia se ocupó de evitarlo y nos hicimos cargo de ella. En las tres plantas que posee el edifico los elementos constructivos de madera despiertan admiración.” Eva Colomo pone tal pasión en la descripción de su restaurante que queda claro que detrás de sus muros hay una y mil historias que contar.

“El horno de leña árabe es el eje de la cocina vista. Somos muy tradicionales y mantenemos las formas de antaño. El cocido hecho en puchero de barro se hace sólo por encargo. Se pone en la lumbre a las ocho de la mañana para que a la hora del almuerzo acabe su lenta cocción. Hacemos dos vuelcos: primero la sopa y luego los garbanzos, verduras y carne. La lumbre le da el punto característico. El cordero asado es otro de nuestros platos representativos. Lo traemos de Segovia.”

El Corte Inglés de Málaga brinda una magnífica oportunidad en estas jornadas acercándonos la cocina tradicional madrileña. Sin ningún género de dudas serán muchos los que tras conocerla se animen coincidiendo por su paso por la capital del reino a visitar La Posada de la Villa y disfrutar de sus platos.

 

Posada de la Villa en ECI (6)