Zahara Gastrobar, tradición y creatividad en el centro histórico de Málaga

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (3)

Zahara Gastrobar se ha convertido en poco tiempo en lugar de referencia del centro histórico de Málaga. Hace casi un año tuvimos la oportunidad de conocer su cocina tradicional que posee un enfoque creativo muy acertado. Su atún rojo de almadraba, que elaboran de multitud de formas, sigue siendo el protagonista, y junto a él muchas otras elaboraciones que –a la par que ha sucedido con su decoración– se han venido renovando y evolucionando.


M.Medina. Málaga. Marzo 2018.

A mediados del 2015 los dos jóvenes hermanos Andrés y Alejandro Nebro Orozco iniciaron un proyecto ya camino de cumplir tres años y que no sólo se ha consolidado, sino que ha marcado un nuevo estilo en la zona. El atún rojo de almadraba de una altísima calidad está muy presente, lo que no significa que monopolice la carta. Las verduras, los mariscos, los pescados y las carnes son también minuciosamente seleccionados y elaborados con mimo. Pero es casi obligado a la hora de elegir plato que al menos uno incorpore el preciado y exquisito atún rojo de almadraba procedente de Barbate. Su sabor, olor, color y textura son únicos y combina con todo. Tales consumos poseen, que han llegado a realizar en sus instalaciones un ronqueo del atún. Todo un espectáculo para los amantes de la gastronomía y del mar.

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (1).jpg

Entrevistamos a Alejandro Nebro

En esta segunda visita tuvimos ocasión de charlar con Alejando Nebro. Preguntado por su hermano Andrés su respuesta es automática: “somos uno, lo que piensa o hace uno es siempre compartido con el otro”. Cuando con posterioridad se unió a la charla Andrés, esta declaración de intenciones quedó más que clara. No es que remen en la misma dirección, es que lo hacen al unísono. “Tanto monta, monta tanto”.

–¿Qué sucede para que un día tú y tu hermano decidáis iniciar este proyecto?

–Hacía tiempo que los dos teníamos ganas de abrir un negocio. Desde pequeños nos atraía la cocina. Nuestros familiares tuvieron restaurantes, aunque no nuestros padres, que pertenecen al sector inmobiliario. Eso sí, de pequeños nos llevaban a muchísimos restaurantes y éramos unos preguntones. Nos interesábamos por todo lo que tuviese que ver con la gastronomía. ¡A veces el propietario del restaurante se sentaba con nosotros y le interrogábamos!

–Tus padres que pensaban de todo ello…

 –Ellos se ocuparon de inculcarnos la vena emprendedora. Ellos son emprendedores, luchadores. Eso lo hemos mamado desde la cuna. Nos hemos lanzado a la gastronomía, pero pensamos que el espíritu que nos mueve es el mismo que en cualquier otro sector. Luchar cada día por nuestro sueño. Eso se lo debemos a nuestros padres.

 –¿Por qué elegisteis esta ubicación?

 –Empezamos a buscar por varias ciudades. Córdoba, Granada… El caso es que hemos vivido fuera algún tiempo fuera de España, pero teníamos claro que era en Andalucía donde queríamos trabajar y centrar nuestras vidas y nuestros proyectos. Finalmente vimos claro que la ciudad que más proyección ha tenido en los últimos años es Málaga. Además, mi padre es malagueño. Sabíamos que le hacía ilusión que nos quedásemos en su ciudad natal. Al fin y al cabo, también nosotros lo somos, pues hemos nacido en Ronda. El centro histórico de Málaga es un lugar que se ha puesto en valor. Es para nosotros un honor pertenecer a éste entorno.

–Y nació Zahara Gastrobar…

–Era nuestra primera experiencia como gestores. Muchos nos ayudaron en los inicios. Nuestros padres se reunían con nosotros y tirábamos de recuerdos sobre tantos platos que juntos habíamos compartido. Nuestro asesor nos daba consejos. Y bueno… fuimos despegando.

–Y abrazasteis el atún rojo

–Nos llamó la atención el que un producto andaluz tan noble apenas tuviese presencia en Málaga. Había un vacío. ¡Llegamos a tener hasta veinticinco elaboraciones basadas en el atún rojo!

–¿Qué es lo que el comensal va a encontrar en Zahara Gastrobar?

–Aquí el protagonista es siempre el producto. Trabajamos con cariño para no estropearlo. Darle nuevas formas, pero respetándolo. Cambiamos de continuo la carta pues tenemos gran cantidad de clientes muy fieles y queremos sorprenderlos continuamente. Nuestro producto estrella es el atún rojo, pero no damos la espalda a todo lo demás. Málaga y Andalucía en general poseen magníficos productores agroalimentarios y seleccionamos los mejores. Usamos Aceites de Oliva Virgen Extras y algunos de ellos procedentes de cultivos ecológicos.

–¿Alguna dificultad en estos años?

 –Al principio encontrar un buen cocinero y formar un equipo cohesionado y estable fue lo que más nos costó, quizá porque es a lo que más importancia damos en la gestión del negocio. Actualmente nuestro Chef Hector Nieto se encuentra al frente de las cocinas y ha entendido a la perfección cual es nuestra filosofía de trabajo.

 –¿Qué perfil de clientes visita Zahara Gastrobar?

 –Muy variado. Jóvenes, más maduros, grupos de amigos, familias… Y se mezclan en perfecta armonía los residentes con los turistas que visitan nuestra ciudad.

 –Sabemos que desde el principio dais importancia a la carta de vinos

 –Intentamos que la bodega sea original. La mimamos. Nos apartamos de los estándares. Queremos sorprender al comensal. Y por supuesto que damos su lugar a las bodegas de la D.O. Sierras de Málaga, sobre todo las de Ronda, nuestra tierra.

 –¿Podemos hacer ya algo de balance tras estos años?

–¡Por supuesto! Estamos muy satisfechos. Es un trabajo en el que todos los días aprendemos. Ha merecido la pena. Sin duda.


 

Menú degustado

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (9).JPG

Ensalada templada ZAHARA (brotes tiernos, atún rojo, gulas, pasas, nueces y manzana). Maridaje: Castello de Medina Verdejo D.O. Rueda.

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (10).JPG

Pulpo a la Brasa con patatas al pimentón de la Vera. Maridaje: Viña Rufina Rosado D.O. Cigales

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (11).JPG

Taco de Solomillo de Atún Rojo marinado en salsa de soja con crujiente de Quicos y crema de naranjas con guarnición de quinoa. Maridaje: Calabobos Albariño criado en huevo de hormigón D.O.Rias Baixas

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (12).JPG

Postre: Tiramisu casero 

 

Zahara Gastrobar, tradición y creatividad (7)

Zahara Gastrobar
@Zaharagastrobar

zaharagastrobar.es

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios